Grace to You Resources
Grace to You - Resource

Series (Alta Calidad) Series (Baja Calidad)

Esta serie de sermones incluye los siguientes mensajes:

Por favor, contacte a la casa Editorial para obtener copias de este recurso.

Información de la Editorial

E indiscutiblemente, grande es el misterio de la piedad: Dios fue manifestado en carne, justificado en el Espíritu, visto de los ángeles, predicado a los gentiles, creído en el mundo, recibido arriba en gloria.
- 1 Timoteo 3:16

Este versículo es parte de un antiguo himno de la iglesia, un hecho que es evidente por su uniformidad, ritmo y paralelismo en griego. Sus siete versos forman un conciso resumen del evangelio. El misterio de la piedad es el secreto de la naturaleza y el plan de Dios que estuvo oculto por muchos siglos y ahora se había manifestado en Jesucristo. Cuando Pablo hablaba del misterio, siempre se refería a alguna gran verdad que estuvo oculta en el Antiguo Testamento pero que ahora se esclarecía. El más grande de todos los misterios era el misterio de Dios hecho carne, el misterio de Jesucristo mismo, la realidad gloriosa de la Encarnación.

La Encarnación viene a ser el tema de este himno. Dios se manifestó en la carne mediante el milagro del nacimiento virginal. La frase “justificado en el Espíritu” no se refiere en realidad al Espíritu Santo, sino que significa más bien que Jesús fue justo en su espíritu, en su ser interior. Cuando Dios se hizo hombre Él era plenamente justo, plenamente santo. “visto de los ángeles” significa que todos los ángeles, ángeles santos y ángeles caídos, reconocieron a Jesucristo en su encarnación. Los santos ángeles cantaron en su nacimiento y le sirvieron después de su tentación. Los ángeles caídos (demonios) reconocieron a Jesucristo como el santo de Dios, aunque le temían y decían: “¿qué tienes con nosotros, Jesús nazareno? “ (Mr. 1:24).

Jesucristo fue “predicado a los gentiles”’ o con más precisión “a las naciones”. Los apóstoles tomaron el glorioso mensaje de Jesucristo y comenzaron a difundirlo hasta lo último de la tierra como les había ordenado. Él fue “creído en el mundo”. Hubo muchos que creyeron. Después de la resurrección apareció a quinientos en Galilea. Cuando apareció en el aposento alto en Judea, había allí ciento veinte creyentes. El día de Pentecostés más de tres mil personas de todo el mundo creyeron el Él. Pronto hubo miles y miles más y ahora el evangelio se ha difundido en todas partes del mundo.
Finalmente el himno dice: “Recibido arriba en gloria”. El mensaje del evangelio está incompleto sin decir que Jesucristo ascendió a la más elevada posición y fue recibido en gloria en el cielo, donde ahora se sienta a la diestra del Padre.


Extraído del libro, El corazón de la Biblia escrito por el Pastor John MacArthur y publicado por Editorial Portavoz.

Desatando la verdad de Dios, un versículo a la vez

¡Bienvenido!

Ingrese su dirección de correo electrónico y le enviaremos instrucciones de cómo restablecer su contraseña.

Volver a Ingresar

Desatando la verdad de Dios, un versículo a la vez
Minimizar
Ver la lista de deseos

Carrito

No hay productos en el carrito.

ECFA Accredited
Desatando la verdad de Dios, un versículo a la vez
Regresar al Carrito

Compre como invitado:

No ? Salir

Ingrese para acelerar el proceso de pago.

Desatando la verdad de Dios, un versículo a la vez
Minimizar