Grace to You Resources
Grace to You - Resource

Series (Alta Calidad) Series (Baja Calidad)

Esta serie de sermones incluye los siguientes mensajes:

Por favor, contacte a la casa Editorial para obtener copias de este recurso.

Información de la Editorial

:Desatando la Verdad de Dios, Un Versículo a la Vez


Código: A217


John MacArthur

Romanos 13:6-7 nos da el escenario para nuestro mensaje: “Pues por esto pagáis también los tributos, porque son servidores de Dios que atienden continuamente a esto mismo. Pagad a todos lo que debéis: al que tributo, tributo; al que impuesto, impuesto; al que respeto, respeto; al que honra, honra”.

Es una realidad básica de la conducta humana que a nadie le gusta pagar impuestos. A la gente pobre no le gusta pagar impuestos, porque tienen poco dinero; y cuando pagan sus impuestos, terminan con mucho menos. A la gente rica no le gusta pagar impuestos porque cuanto más tengan, más impuestos tienen que pagar. Casi todos son negativos cuando se trata de los impuestos. Los Estados Unidos fueron originalmente fundados como una protesta en contra de la fiscalidad. Surgió de una revolución basada en impuestos sin representación.

Vivimos en una sociedad a la que no le gusta pagar impuestos. Hace todo lo posible para evitar el pago de los mismos, tanto legal como ilegalmente. ¿Cuál debe ser la actitud del cristiano hacia el pago de impuestos, sobre todo si no estamos de acuerdo con el uso del gobierno de nuestro dinero de los impuestos? ¿Qué debemos hacer si estamos de acuerdo con sus políticas? Si les envío mi dinero, estoy permitiendo que el gobierno lo utilice de una manera con la que puede que no esté de acuerdo. También podríamos pensar que la actual estructura fiscal es injusta. Tal vez usted piensa que el porcentaje de impuestos progresivo basada en los ingresos se debe reducir en un porcentaje común para todos, no importa lo mucho que hagan. Si creemos que el programa de impuesto progresivo tiene el efecto final de penalizar a los pobres y es un incentivo sofocante en aquellos que son más emprendedores, ¿no deberíamos tener el derecho de no pagar?

A pesar de todas estas críticas, la Biblia es explícita. Sin duda, nos dice que debemos pagar nuestros impuestos. Ni siquiera considera esa enunciación. No dice que pague si usted está de acuerdo con la manera que serán usados, sólo dice que pague sus impuestos. Si podemos elaborar críticas a la estructura tributaria actual, la gente en el tiempo de Pablo también podía. En realidad, su gobierno era peor que el nuestro en muchos aspectos. Pero ese no es el asunto. No era el problema en el tiempo del Señor; y no es el tema hoy. La simple afirmación de la Escritura es que pague sus impuestos.

Tenemos que examinar la responsabilidad del cristiano en materia de tributación. Si nos fijamos en Romanos 13:6-7, quiero que noten tres cosas: el principio, el propósito, y luego los detalles.

Disponible sobre el Internet en: https://www.gracia.org
DERECHOS DE AUTOR © 2015
Usted podrá reproducir este contenido de sin fines comerciales de acuerdo con la política de Derechos de Autor de

Desatando la verdad de Dios, un versículo a la vez

¡Bienvenido!

Ingrese su dirección de correo electrónico y le enviaremos instrucciones de cómo restablecer su contraseña.

Volver a Ingresar

Desatando la verdad de Dios, un versículo a la vez
Minimizar
Ver la lista de deseos

Carrito

No hay productos en el carrito.

ECFA Accredited
Desatando la verdad de Dios, un versículo a la vez
Regresar al Carrito

Compre como invitado:

No ? Salir

Ingrese para acelerar el proceso de pago.

Desatando la verdad de Dios, un versículo a la vez
Minimizar