Grace to You Resources
Grace to You - Resource

Series (Alta Calidad) Series (Baja Calidad)

Esta serie de sermones incluye los siguientes mensajes:

Por favor, contacte a la casa Editorial para obtener copias de este recurso.

Información de la Editorial

El asunto de las esposas trabajando es uno que ella y su esposo deben entender desde una perspectiva bíblica y después permitir que el Espíritu Santo los guíe en su situación específica.

Tito 2:4-5 enseña a las mujeres que sean prudentes (es decir, a conocer sus prioridades). ¿Cuáles son las prioridades que una mujer casada debe tener? Su primera prioridad debe ser cumplir las necesidades de su familia. Versículo 4 dice que deben amar a sus esposos y a sus hijos.

A ser “amantes de sus maridos” y “amantes de sus hijos” (así literalmente lee el griego), versículo 5 dice que las mujeres deben ser “hacendosas en el hogar”. Esa frase es una palabra en el griego (oikourgos) y significa “trabajadoras de casa” o “trabajadoras en su hogar”. Primera Timoteo 5:14 enfatiza el mismo punto al decir que las esposas “cuiden su casa”. Esta frase en el griego (oikodespoteo) significa “mantener la casa”. La primera prioridad de la esposa, entonces, es de cuidar su hogar. Ella muestra su amor por su esposo y sus hijos al hacer el hogar un refugio de paz y descanso para la familia, amigos, y extraños.

La segunda prioridad de la esposa se encuentra en 1 Timoteo 2:15, el cual enseña que ella encontrará gran utilidad en dar a luz hijos. La palabra griega para dar a luz hijos (teknogoniaI) significa no solamente el dar a luz pero también incluye la idea de criarlos. Ese versículo también enseña que el inculcar valores en los hijos es parte del papel de la madre. Deuteronomio 6:6-7, Proverbios 1:8 y 6:20 nos dice que los hijos deben ser enseñados en los principios de la Escritura (empezando con la verdad del evangelio). Las madres toman una parte crucial en ese proceso.

La tercera prioridad de la mujer se encuentra en la descripción de la mujer que produce encontrada en Proverbios 31:10-21. Versículo 21 dice que ella se envuelve en ministrar a las necesidades del pobre y los desfavorecidos. Como creyente, una esposa cristiana tiene el privilegio y la responsabilidad de servir a otros. Un área primaria en que esto opera, es en la iglesia, conforme ella emplea sus dones en el cuerpo de Cristo.

Una esposa quien cumple esas tres prioridades probablemente será una persona muy ocupada. Si tiene tiempo, ella será libre de emprender creativas actividades fuera del hogar. Por supuesto, las mujeres quienes son libres de hacer eso son las mujeres solteras y mujeres casadas sin hijos. Pero aun esas mujeres, deben estar seguras que están cumpliendo sus responsabilidades en su hogar antes de dejarlas por el trabajo.

Desatando la verdad de Dios, un versículo a la vez

¡Bienvenido!

Ingrese su dirección de correo electrónico y le enviaremos instrucciones de cómo restablecer su contraseña.

Volver a Ingresar

Desatando la verdad de Dios, un versículo a la vez
Minimizar
Ver la lista de deseos

Carrito

No hay productos en el carrito.

ECFA Accredited
Desatando la verdad de Dios, un versículo a la vez
Regresar al Carrito

Compre como invitado:

No ? Salir

Ingrese para acelerar el proceso de pago.

Desatando la verdad de Dios, un versículo a la vez
Minimizar